3 de septiembre de 2008

// // 1 comment

El Préstamo a la Gruesa o préstamo a riesgo marítimo





I.- Concepto.- Su consideración de contrato especial

Garrigues define el Derecho Marítimo como la parte del Derecho Mercantil que regula las relaciones jurídico-privadas que derivan del comercio y de la navegación marítima en general. Este artículo intentará acercar esta disciplina a nuestros lectores mediante el estudio de una figura jurídica que está prácticamente en desuso en la actualidad: El préstamo a la gruesa o préstamo a riesgo marítimo.

En el comercio marítimo se denomina préstamo a la gruesa o a riesgo marítimo al contrato celebrado, bajo cualquier condición, en el que, tanto el reembolso de la suma prestada como el pago de los intereses convenidos, dependen del feliz arribo a puerto de los efectos sobre que esté hecho, o del valor que obtengan en caso de siniestro. Este contrato mercantil se asemeja al contrato de seguro marítimo, por contener el carácter aleatorio típico del contrato de seguro, esto es, el desplazamiento del riesgo marítimo al prestamista. Sin embargo, las diferencias entre ambos son notables. En el contrato de seguro la entrega del capita en que consiste la indemnización tiene lugar después de que acontezca el siniestro. A contrario sensu, en el préstamo a la gruesa esa transferencia se produce con anterioridad a la puesta en riesgo, y la realización del siniestro determina la no devolución al prestamista. La definición legal de este contrato especial se encuentra en el artículo 719 del Código de Comercio:

Se reputará préstamo a la gruesa o a riesgo marítimo aquel en que, bajo cualquier condición, dependa el reembolso de la suma prestada y el premio por ella convenido, del feliz arribo a puerto de los efectos sobre que esté hecho, o del valor que obtengan en caso de siniestro.”

Su existencia responde a una doble necesidad: la de recurrir al crédito por parte del naviero o capitán del buque y la de prevenir los posibles riesgos de la navegación marítima. Se le suele considerar como un contrato especial y de ahí viene su inclusión en el Libro III del Código de Comercio como uno más de los contratos especiales del comercio marítimo al que se dedica su Título III. Se encuentra regulado en la sección II, abarcando los artículos 719 a 736.

II.- Contenido y clases de contratos

Pueden constituirse conjunta o separadamente sobre el casco del buque, el aparejo, los pertrechos, víveres y combustible, la maquinaria o las mercaderías cargadas. Se entiende que si se realiza sobre el casco del buque queda englobado todo lo anterior, salvo las mercaderías o la carga del buque. No se puede prestar a la gruesa sobre los salarios de la tripulación ni sobre las ganancias que se esperen – artículos 724 y 725 del CC-. Por ello, si este contrato de préstamo puede realizarse sobre el buque o sobre el cargamento, antes de realizar el viaje o durante el transcurso de éste, nos condiciona necesariamente la clasificación de este tipo de contratos en voluntarios y necesarios o por mandato legal. El préstamo es voluntario si el naviero lo celebra antes de iniciar el viaje con el fin de proveerse de los medios necesarios para el mismo. Por el contrario se considera préstamo necesario o por ley aquel concluido por el capitán para atender las necesidades urgentes presentadas in intinere. De esta clasificación se hace eco nuestro Código de Comercio al prestar atención a ambos en su articulado.

III.- Constitución y contenido del préstamo

En cuanto a la forma del contrato, el Código de Comercio exige la forma escrita, como afirma de forma tajante el último párrafo del artículo 720: “… Los contratos que no consten por escrito no producirán acción en juicio.”. De esta forma, admite la celebración por medio de escritura pública, por póliza intervenida por corredor de comercio o por documento privado. Y continúa el citado precepto estableciendo una serie de requisitos:

“De cualquiera de estas maneras que se celebre el contrato, se anotará en el certificado de inscripción del buque y se tomará de él razón en el Registro Mercantil, sin cuyos requisitos los créditos de este origen no tendrán respecto a los demás la preferencia que, según su naturaleza, les corresponda, aunque la obligación será eficaz entre los contratantes.

Los contratos celebrados durante el viaje se regirán por lo dispuesto en los artículos 583 y 611, y surtirán efectos respecto de terceros desde su otorgamiento, si fueren inscritos en el Registro Mercantil del puerto de la matrícula del buque antes de transcurrir los ocho días siguientes a su arribo. Si transcurrieran los ocho días sin haberse hecho la inscripción en el Registro Mercantil, los contratos celebrados durante el viaje de un buque no surtirán efecto respecto de terceros, sino desde el día y fecha de la inscripción.

Para que las pólizas de los contratos celebrados con arreglo al número 2 tengan fuerza ejecutiva deberán guardar conformidad con el registro del corredor que intervino en ellos. En los celebrados con arreglo al número 3, precederá el reconocimiento de la firma….”

En el contrato figurará todo lo referente a los datos del buque, su capitán, las partes del contrato, capital y premio convenido, plazo de reembolso, los objetos ignorados a su reintegro y el viaje por el cual se corre el riesgo. En cuanto a los efectos del contrato, obliga al deudor a devolver al prestamista la cantidad recibida, así como el interés o premio convenido. Si el buque ha llegado felizmente a puerto, se produce el efecto, gozando el acreedor de la oportuna acción ejecutiva y de la preferencia para el cobro de su crédito.

Si se incumple la condición de feliz arribo, hay que distinguir dos supuestos:

  • Si los efectos se perdieron absolutamente a causa de accidente de mar, quedarán extinguidas las acciones correspondientes al prestamista. La prueba de la pérdida incumbe al que recibió el préstamo. No obstante, si se tratase de un naufragio y se salvaren algunos efectos, la cantidad afecta a la devolución del préstamo se reducirá el producto de los mismos, deducidos los gastos de salvamento.

  • Si la pérdida fuese debida a vicio propio de la cosa, culpa o malicia del prestatario, baratería del capitán, empleo del buque en contrabando o embarque de las mercaderías en buque distinto del designado en el contrato, el acreedor conservará sus derechos y acciones en la misma forma que en caso de feliz arribo.

Si estáis interesados en el Comercio marítimo, en la red podéis visualizar y descargar, por capítulos, en formato Pdf el libro de Cruz Barney, Óscar, El riesgo en el comercio hispano-indiano: préstamos y seguros marítimos durante los siglos XVI a XIX, 1998.

INDICE DEL LIBRO

1 comentario:

  1. Hola

    El monto del préstamo Ofrecemos préstamos personales y de actuar como co-operar financiero de bienes raíces y cualquier tipo de financiación de las empresas, también ofrecemos préstamos urgentes a particulares, empresas y organismos que cooperen en la tasa de interés del 2%, los términos de préstamo determinante, entre la suma de 100,000.00 a 500,000,000.00 de euros. De Préstamo para el desarrollo de las empresas una ventaja competitiva o la expansión de negocios.

    Si está interesado, puede comunicarse con nosotros a través del correo electrónico a continuación: E-mail: loaninsurance_coys@yahoo.com

    Atentamente

    ResponderEliminar


Normas Para Comentar

1.-Utiliza el buscador para encontrar cualquier contenido alojado en el blog. 2.-Todos los comentarios son supervisados por el administrador del blog. 3.-Si quieres preguntar o realizar cualquier consulta en los comentarios, asegúrate que la misma guarda relación con la entrada publicada. 4.-Intentar exponer brevemente la consulta de forma clara y ordenada. 5.-Si prefieres mandar un email, situado en la pestaña contacto, intenta exponer la consulta de forma clara y ordenada y aportando los hechos necesarios para su comprensión. 6.-Queda terminantemente prohibido el uso incorrecto del lenguaje ni el empleo de lenguaje SMS. No escribas con mayúsculas. 7.-Queda terminantemente prohibido el SPAM. Este sitio usa la etiqueta “rel=”nofollow” a todos los enlaces externos. 8.-Si no se cumplen estrictamente estas normas el comentario será ignorado y/o borrado. Respetando estas normas ganamos todos, conseguimos un mayor orden y ayuda para los nuevos visitantes. Gracias por tu comprensión.